Célula y el ciclo de la vida

Célula y el ciclo de la vida
Célula era la molécula de la vida, sin ella no habría vida.
Célula era una molécula de un ratón que se desplazaba por todas partes agracias a él, había estado en grandes ciudades de España como Madrid, Barcelona y de otros países como Francia, cuya ciudad había visitado París.
Estábamos en verano me atrevería a decir que la época más calurosa y seca del año entonces por culpa del calor y de la poca cantidad de agua el ratón murió.
Célula junto con otras amigas células del ratón, se habían convertido en restos de materia orgánica.
Un día unos descomponedores en los que abundaban los hongos, decidieron alimentarse de estos restos de materia orgánica en los que estaba incluida Célula, estos se transformaron en nutrientes inorgánicos (CO2, sales minerales etc.)
Estos nutrientes inorgánicos pasaron a utilizarse por productores, Célula fue aprovechada por un productor le daba igual cual le tocara: una lechuga, un tomate… entonces fue aprovechada por una flor.
Con el paso del tiempo se dio cuenta que acabaría siento parte de un consumidor primario, un herbívora para ser exactos podría ser un conejo, una vaca, una oveja, un caballo...
El día llegó, era un día de principios de primavera y un grillo se acercó a la flor para comérsela entonces Célula acabo siendo parte del grillo.
Pero esta vez Célula se preguntaba si el conejo moriría como el ratón por la sequedad o si esta vez un consumidor secundario o terciario (carnívoro o superdepredador) se iban a comer al grillo y pasaría a ser parte de un consumidor secundario o terciario.
Cada día que pasaba Célula se lo preguntaba más y más ¿volveré a ser parte de restos de materia orgánica o esta vez seré parte de un consumidor primario o secundario? Esta pregunta se la volvía a hacer todo el tiempo a Célula le daba igual que le pasara al grillo y de que sería parte pero por otra parte quería saber de qué seria. Además de que esa pregunta se la volvía a plantear todos los días cada vez tenía más y más curiosidad, la curiosidad le iba a matar.
Llego el día en el que se dio cuenta que lo más probable y lo que más quería era ser parte de un consumidor, fuera secundario como una ardilla, un conejo, un ratón… o ser parte de un consumidor terciario como un águila, un zorro…
Era un día de otoño y una ardilla hambrienta se acercó al grillo, el grillo intento huir de la ardilla pero la ardilla consiguió atraparlo, cuando lo atrapó la ardilla se comió al grillo, el grillo murió pero Célula se convirtió en parte de la ardilla y Célula estaba muy contenta ya que el grillo no murió como el ratón sino que murió por culpa de una ardilla y Célula se había convertido en parte de la ardilla un consumidor secundario.
Mientras era parte de la ardilla Célula estaba muy contenta pero de repente se dio cuenta de algo, algo que le resultaba familiar y además era una pregunta, era una pregunta muy parecida a la que se hizo cuando era parte del grillo y la pregunta que se hizo fue ¿y esta vez como morirá la ardilla como el ratón por culpa de algún consumidor terciario algo parecido de cómo murió el grillo por culpa de la ardilla? Pero esta vez tenía que ser por un consumidor terciario como un zorro, un águila…
Esta vez era invierno y un águila muy hambrienta quería comerse a la ardilla la ardilla vio al águila e intento huir pero el águila como era más fuerte y más rápida y el águila se comió a la ardilla como la ardilla se comió al grillo, entonces esta vez Célula fue parte del águila un consumidor terciario.
Célula con el águila era muy feliz ya que el águila como era muy grande, rápida y fuerte vivía más.
Esta vez Célula también se hizo una pregunta ¿y ahora como el águila iba a morir?
Ya que ningún consumidor ni primario, ni secundario, ni terciario se podría comer al águila.
Unos días más tarde Célula se dio cuenta de cómo moriría el águila, tendría que morir por culpa del calor, frío, sequedad… o también moriría de mayor, es decir que tendría muchos años como para poder seguir viviendo.
Entonces llegó el día, el águila era muy mayor entonces murió. Pero Célula seguía bien y como el águila murió se dio cuenta de que el águila junto a ella volvía a ser restos de materia orgánica que los descomponedores utilizarían para transformarlo en nutrientes inorgánicos para las plantas, y Célula se dio cuenta que así complementando el circulo de la vida.
  • Visto: 91

ESCOLA D'ESCRIPTURA

ESCUELA DE ESCRITORES

ESCUELA DE ESCRITORES

EDITORIAL GALAXIA

AEELG

METODE

RESIDENCIA D'INVESTIGADORS

INVESTIGACIÓN Y CIENCIA

AELC

IDATZEN

EL HUYAR

EUSKAL ETXEA

BIBLIOTEQUES DE BARCELONA